REINVÉNTATE

576
Las emociones importan y saber gestionarlas ¡más aún! 
Reinvéntate es un proyecto muy bonito que ayuda a que las personas emprendan en su desarrollo personal. 
El autoconocimiento y el crecimiento desde dentro son algunas de las bases de este proyecto.
En este video testimonial, mostramos las vivencias de algunos/as de los/as participantes.
Esta iniciativa es impulsada por el Plan Integral del Valle de Jinámar a través de La Concejalía de Vivienda del Ayuntamiento de Telde en colaboración con Lola Suárez Monzón y financiado por el Cabildo de Gran Canaria.
 
 
 

“Reinvéntate, toma 3”

Me llamo Lola Suárez Monzón. Soy coach, mentora y formadora.

Hola, me llamo Sandra, tengo 48 años. Mi nombre es Alfonso y tengo 46 años. Me llamo Ángela y tengo 58 años.

Reinvéntate es un proyecto que se basa principalmente en la persona, en sus habilidades, sus dones. Intentamos sacar la mejor versión de cada uno para que, a partir de eso, ellos establezcan sus propios objetivos a conseguir y pongan acción.

Siempre he sido una persona de callarme las cosas. He sufrido lo que he sufrido, pero lo he sufrido yo. Al ser una persona inquieta, pues soy muy nervioso. Cuando falleció mi padre, ella sí me ha dado ánimo. Me he venido arriba y poco a poco lo estoy asimilando.

Ver cómo las personas se abren a una nueva realidad y adquieren ese autoconocimiento y esa autoestima, pueden ser la mejor versión de sí mismo, pueden crecer.

Ha sido un curso increíble. Me he conocido más como persona. He conocido partes que no sabía ni que existían. He superado muchos miedos, superado muchas cosas. Yo volvería a hacer este proyecto porque para mí es una figura muy importante.

He visto cambios, sobre todo a la hora de querer crecer. Decir no me conformo, con lo que hasta ahora me conformaba, que me parecía que era lo que me tocaba. Si no, no no. Yo puedo conseguir lo que yo quiera. Tengo que moverme, eso sí. Tengo que poner de mi parte, pero puedo crecer. No sé si es la confianza o lo que me inspiraba o lo positivo de decir: Ángela, tú tienes que soltar lo que tienes ahí guardado. Y la verdad es que me sentí pero muy, muy, muy liberada.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)